Para lograr un estado de relajación es necesaria la participación de nuestro cuerpo y nuestra mente. De poco sirve relajar el cuerpo si la mente esta alterada y viceversa. El alimento influye en el cuerpo, pero no crean, también en la mente, en neurotransmisores, liberación de hormonas, endorfinas.

A continuación proporcionamos una lista de seis alimentos que conllevan a un estado de relax.

  • Semillas de aceite de linaza

Se ha observado que su alto contenido de ácidos grasos omega tres contribuye a la buena salud cerebral. El cerebro está constituido en buena parte por componentes lipídicos, por lo que, como “picoteo”, golosina, o añadidas al yogur, son estupendas.

  • Almendra

Favorece la buena salud del corazón. Desde la antiguedad ha sido consumida por sus propiedades energéticas, porque hacía “sentir bien a la gente”. Sus grasas son buenas para nuestra piel. Contienen vitaminas del complejo B, hierro, fósforo, calcio que contribuyen al buen estado general.

  • Las pasas

Además de aydarnos a una buena digestión y ser un buen laxante, las pasas son ricas en vitaminas B1 Y B6 lo que contribuye a la estabilidad de nuestro sistema nervioso. A los fumadores este fruto les viene de perlas por los efectos oxidantes del cigarro y los antioxidantes de las pasas. Eso sí, fumadores y no fumadores deben acompañarla con mucha agua. Como todos los frutos secos.

  • Plátanos

Todos hemos visto a Rafael Nadal y otros deportistas consumir siempre plátano, ya que combate los calambres. Sus altas cantidades de magnesio y la presencia de melatonina y serotonina contribuyen a que nuestro cuerpo se relaje.

Todos sabemos sobre las propiedades del té, y lo asociamos siempre a relajación, meditación,…Pero no sólo el té; infusiones como tila, melisa y albahaca contribuyen mucho a nuestra relajación.

  • Leche tibia

El único problema conforme uno va ganando años es la dificultad para metabolizar la lactosa, pero ya existe leche deslactosada para estos casos. Otra cosa, no hay que abusar de ella, se puede decir que pasada la adolescencia ya no es necesaria, el calcio se puede obtener de otras fuentes. La leche tibia nos relaja, y si se añade miel, el sueño está casi asegurado.

“Estar bien, sentirte bien”

Leave a Reply